• LECTURA RECOMENDADA: "Los Caballeros de la Muerte", el autor te hace protagonista de la novela, no te la pierdas.
Inicio » LOS SERVICIOS SECRETOS EN ESPAÑA: LA O.A.S.

LOS SERVICIOS SECRETOS EN ESPAÑA: LA O.A.S.

Publicado el 2 de diciembre de 2021, 19:13

LA O.A.S.

La Organización Armada Secreta (OAS) fue creada el 21-4-61 por los generales franceses Jouhard y Salan, y por el ultraderechista Susini. Organizada por un sector del ejército francés contrario a la política de De Gaulle en Argelia, que culminaría con la independencia de esta el 1 de julio de 1962.

Ciertos sectores del ejército no perdonaron a De Gaulle la liquidación del colonialismo francés en el norte de África y decidieron eliminarle. A pesar de las detenciones a finales de 1962 de los fundadores de la OAS esta se mantenía intacta, decenas de atentados en Francia y el norte de África lo atestiguaban.

El general Salan recibió la ayuda incondicional del entonces coronel Eduardo Blanco responsable de los Servicios de Seguridad Nacional.

En los archivos de la OAS, en posesión de Jean Jacques Susini, se conservan unas grabaciones del coronel Blanco, donde tras convocar en una reunión a principios de los 60 a los dirigentes de la OAS, Salan, Susini, Ferrandi y Lagaillard les comunica: "Sabemos que varios países árabes han enviado a Madrid agentes secretos hostiles a vuestra causa. Por ello, hemos decidido protegerles. Desde hoy pongo a su disposición y bajo sus órdenes cuantos coches necesiten, con conductores y guardaespaldas armados pertenecientes a nuestros servicios de seguridad."

Se daba el caso de que los agentes españoles tenían que acompañar hasta la frontera francesa a los comandos de la OAS que realizaban atentados en suelo galo y les esperaban para volver a escoltarlos. El mismo Serrano Suñer estaba al corriente de todo y era considerado por Susini como "su guía más seguro".

También se han encontrado en estos archivos documentos que prueban la relación de la OAS con los norteamericanos.

El presidente Kennedy recibió una petición de ayuda del jefe de la OAS.

Miembros de esta organización han certificado que la ayuda americana fue otorgada y unas 50 Toneladas de armas fueron depositadas en Portugal. El responsable de su recepción era el capitán William Leni, ejecutado poco después por orden del teniente Roger Degrelde, jefe de los "comandos Delta" creados y dirigidos por dicho teniente para fomentar el terror entre árabes y gaullistas.

Fue a raíz de la detención del general Raúl Salan en Argel y las relaciones "comerciales" con el gobierno De Gaulle cuando Eduardo Blanco y Serrano Suñer dieron un pequeño giro a su política de apoyo incondicional a la OAS6.

Al pedir la colaboración de las autoridades franquistas es lógico que estas pidieran unas contrapartidas. Los antifranquistas españoles y en especial los anarquistas serían la moneda de cambio.

Solo en el mes de enero de 1962 el terrorismo de la OAS se cobraba la espeluznante cifra de 754 muertos y 1.427 heridos, según datos oficiales del gobierno francés.

Es a partir del período 1962-1964, cuando los servicios de información franquistas y la Segunda bis comienzan a detener a decenas de anarquistas españoles. El garrote vil y los fusilamientos, cuando no la ley de fugas, acabaron con la mayor parte de los que trataron de llegar al interior, la colaboración de las autoridades francesas se empezaba a notar.
El 11 de septiembre de 1963 veintiún libertarios españoles son detenidos en Francia tras haber procedido al interrogatorio y registros domiciliarios de otros sesenta. Son acusados de "asociación de malhechores". Entre los libertarios detenidos se encuentra el veterano militante anarcosindicalista Cipriano Mera.
El colofón sería a los pocos días, la declaración de organización ilegal en Francia de la Federación Ibérica de Juventudes Libertarias.7
Los servicios secretos españoles contaban ya con la colaboración de las autoridades francesas, lo habían demostrado, ahora necesitaban un buen actor, un agente que pudiera infiltrarse lo más dentro posible del Organismo conspirativo del MLE, el DI. Ese sería Jacinto Guerrero Lucas, pero antes hubo que prepararle un buen curriculum para romper las reticencias que su llegada a Francia conllevarían.
En 1961 los servicios de información españoles se encargan de que los medios de comunicación publiquen que Jacinto Guerrero Lucas se encuentra en búsqueda y captura en España por ser uno de los "responsables" de la Federación Ibérica de Juventudes Libertarias del Interior, además de conseguir que uno de los grupos libertarios de Madrid con suficientes garantías para el exilio le avale, el de Puente de Toledo del que dependía el Comité Nacional de la CNT del interior, aunque por esas fechas tras la caída del último Comité Nacional este se encontraba en fase de reorganización.
Lo demás quedaba en manos de la capacidad de representación del actor.

 

6 Interviú, n° 113, julio de 1978 por J. V. Ortuño.

7 Ver ALBEROLA, Octavio; GRANSAC, Ariane. El Anarquismo español y la acción revolucionaria. Edit. Ruedo Ibérico, 1975. págs. n° 95-127.


«   »

Añadir comentario

Comentarios

Todavía no hay comentarios